Salud / Promoción y cuidados de la Salud / Enfermedades Crónicas no Transmisibles / Cáncer /

Cuidados paliativos

Son intervenciones terapéuticas destinadas a aliviar y prevenir el sufrimiento de pacientes con enfermedades crónicas. No aceleran ni retrasan la muerte sino que ofrecen un alivio de síntomas. Estos cuidados incluyen también aspectos espirituales y psicológicos, promoviendo una vida activa, y apoyando a familiares durante el proceso de enfermedad y duelo.

Como parte del programa nacional de cuidados paliativos a los que la Agencia provincial de Control del Cáncer adhiere, se busca implementar cuidados de calidad como estrategia de atención durante la evolución de la enfermedad en pacientes oncológicos. Consultar el manual para pacientes oncológicos y familia.

El cáncer es una enfermedad crónica, en la que la persona que lo padece puede encontrarse en diferentes momentos de su enfermedad y suele tener síntomas variados, afectando los distintos aspectos del ser humano (biológico – psicológico - social). Es decir, que puede encontrarse con alteraciones psicológicas, presentando diferentes reacciones como miedo, ansiedad, tristeza, enojo, etc.

También puede afectar su vida social, alterando los lazos vinculares, afectivos, laborales, etc. Su cuerpo puede manifestar una cantidad de síntomas propios de la enfermedad o de los tratamientos que se encuentra realizando, tales como náuseas y vómitos, diarrea, dolor, debilidad, etc.

La atención de los pacientes y sus familias debe realizarse desde etapas tempranas, desde el diagnóstico mismo, abordando las diferentes necesidades de modo integral. Por lo tanto, los cuidados paliativos se aplican tempranamente y de manera simultánea a los tratamientos oncológicos específicos.

Las necesidades del paciente y su familia son amplias y variadas: físicas, psicológicas, sociales y prácticas, por lo que la asistencia debe ser interdisciplinaria, en la que se involucren los profesionales médicos, enfermeros, farmacéuticos, trabajadores sociales, psicólogos y terapeutas físicos, junto al paciente, su familia y la comunidad.