Cultura / Encuentros, Ferias y Festivales / Conmemoraciones /

Bicentenario

El Bicentenario es una oportunidad para pensarnos como nación.

El Bicentenario es una oportunidad para avisorar el cambio cultural.

El Bicentenario es una oportunidad única para re-escribir la historia desde Santa Fe.

El Bicentenario es una celebración donde se renueva el valor de lo colectivo.

El Bicentenario es la canción de “nosotros”, la oportunidad para mirar este joven país de 200 años, para repasar los ideales de los hombres de mayo en la construcción de la patria.

Los ejes con los cuales se pensó el Programa Provincial del Bicentenario son:


La Ciudadanía

Un momento de encuentro y convivencia entre generaciones, un lugar común para saber quiénes somos, para afianzar nuestra pertenencia, identidad y cultura.

Más de 20 localidades visitadas durante el “Verano del Bicentenario” de la mano del teatro, la danza, el circo, y múltiples espacios de juego y participación. Eventos artísticos y culturales al aire libre destinados a públicos de todas las edades.

La Memoria

Una instancia para abocarnos a descubrir qué nos constituye en este año del Bicentenario. Un debate que trata de identidades y deseos, realizaciones imborrables, creaciones luminosas y desafíos interminables.

La historia constituyente como voluntad de la ciudadanía, su poder soberano. Nos invita a pensar quiénes somos, en nuestra cambiante y dialéctica realidad. Homenajes, reconocimientos, memoria de los ideales de mayo, de nuestros ideales.

Lo Constituyente será, entonces, un territorio de creación para los festejos del Bicentenario.

El Futuro

Finalizando el año el Bicentenario estará en las voces de quienes construirán la patria que viene. El territorio de niños y jóvenes será escenario para pensar los cambios profundos que nos acompañan, para debatir y pensar el país que soñamos.

Esta patria joven no es un privilegio de edad y plenitud. Su belleza es proporcional a su capacidad de acompañar cambios profundos, a veces pequeños cambios que, sin embargo, dejan marca. La meta es recuperar la dinámica de usina social, re-inventarse a sí misma, provocar la creación, reavivar el sentido, poner en jaque a la cadena de vidas postergadas o destinos inamovibles.

Por eso, los festejos del Bicentenario de la Nación argentina, deben convocar al país joven, a la mirada penetrante de los constructores de la argentina del siglo XXI.